Archivos de la categoría Recursos

Tarifas 2000-2011, el valor del diseño

(Actualizo esta entrada en febrero de 2013 debido a la noticia de la multa, injusta en mi opinión, que «El Consejo de la Comisión Nacional de la Competencia (CNC) ha resuelto y que deben asumir la Asociación de Diseñadores Gráficos de Asturias (AGA) y la Asociación de Diseñadores de la Comunidad Valenciana (ADCV) al entender que ambas han llevado a cabo prácticas restrictivas de la competencia contrarias a la ley 15/2007, de julio, de Defensa de la Competencia. La cuantía de la sanción asciende a 6.400 en el caso de AGA y a 24.000 euros en ADCV.

El CNC entiende que ambas asociaciones han inducido a sus asociados a establecer un «tarifario mínimo recomendado» relativo a la prestación de servicios de diseño profesional.»

Podeis leer la noticia en graffica.info.)

Uno de las consultas más habituales en foros y webs de diseño es la de cómo presupuestar un trabajo, el valor del diseño.

Los diseñadores podemos tarificar nuestro trabajo como queramos. Esta libertad es una ventaja y un inconveniente para la profesión, no hay tarifa mínima ni tampoco consenso. Los clientes cotejan a veces los presupuestos recibidos con la experiencia, recomendaciones, portafolios y otras simplemente gana el más barato.

Desde las asociaciones y escuelas de diseño se insta a una tarificación tipo que depende también de la localización, al mercado de cada país y de cada zona. El abanico de precios es enorme, empresas que mediante plantillas te crean sitios web por 2 duros y en 24 horas y presupuestos desorbitados que se pagan con dinero público (a veces hechos también con plantillas).

En ocasiones he realizado trabajos para otras empresas y el precio que yo he cobrado sé que , en ocasiones, se ha multiplicado por 3 y hasta 5 veces cuando le ha llegado la factura al cliente final. Una barbaridad.

El valor puede ser el que el cliente esté dispuesto a pagar, pero creo que debe haber una mínima ética profesional, cuidar al cliente y no querer sacarle hasta el último euro intentando venderle piezas, campañas o webs que tú mismo sabes que ni necesita, ni van a tener la repercusión necesaria. Ese tipo de actuaciones también las he visto (así acabaron las empresas que las practicaban, claro).

Evolución de tarifas de diseño: 2000 – 2011

España

El tarifario de diseño más conocido es el de la Asociación de Diseñadores de la Comunidad Valenciana (ADCV). En el libro El valor del diseño [libro] (20€) se recogen tarifas, contratos, derechos del diseñador y textos legales.

2000: Las tarifas de la 1º edición, la del año 2000 están disponibles en Google Docs

2010: Las de AGA (Asociación de Diseñadores Gráficos de Asturias). Las Tarifas profesionales de Diseño (2010) recogen los precios mínimos recomendados sujetos a la particularidad de cada proyecto.

También hay una buena referencia en «El precio del diseño«, en uno de los grupos de Adobe, entrada de 10/13/09 by elizagarate.

El artículo original sigue con tarifas en Argentina (caso diferente al español) y temas interesantes y enlaces como:

• 38 modelos de Contratos de diseño y desarrollo web

• Los derechos del diseñador

El artículo está basado en la entrada original de ceslava.com y modificado parcialmente para adaptarlo ala idiosincrasia local y opinión personal.

visto en: ceslava.com

Conectar el iPad a un proyector (teclado, monitor, TV, USB, SD, microSD…)

En otra entrada respondía a la duda de un amigo sobre programas para mandar SMS gratis desde el iPhone, en esta ocasión respondo a la cuestión que nos hacía un cliente sobre cómo conectar el iPad a un proyector.

Resulta que hay docentes que se interesan por las nuevas tecnologías y en el caso que nos ocupa, se dedica a elaborar apuntes, notas, videos, presentaciones… para que sus alumnos se las descarguen y les sirvan para los temas que van trabajando.

Un iPad sería una buena herramienta de trabajo para sus frecuentes viajes, de manera que se planteaba el adquirir un iPad, pero… ¡pero si ese aparato no se puede conectar a un proyector! ¿cómo realizo yo mis presentaciones en las ponencias y congresos a los que asisto?

Pero resulta que sí se puede conectar a un cañón (y a un USB, una SD o Micro SD), veamos.

La página con los accesorios para el iPad, entre ellos el adaptador de conector Dock a VGA.

El Adaptador AV digital de Apple reproduce lo que ves en tu iPad en un televisor panorámico, proyector o cualquier otra pantalla compatible con HDMI.

Aquí está conectado a un proyector:
[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=oTo4bkOEPhQ&fs=1&hl=es_ES]

Aquí vemos una base, conectada a un teclado, al adaptador vga (no hace falta la base para conectar el vga al iPad) y a un monitor:
[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=Cgo3ueETDIk&fs=1&hl=es_ES]

Aquí explican como conectar cada accesorio (tampoco hay mucho que explicar, es de lo más sencillo):

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=bqVbXw6dKpY&fs=1&hl=es_ES]

Hoy día, también se puede conectar vía inalámbrica a ciertos modelos de proyectores, p. ej. un Epson 1775W, después te descargas de la AppStore la aplicación iprojection y conectas los dos aparatos. También verás que hay otras Apps para conectar con impresoras inalámbricas.

Otra opción, es que si el proyector está ya conectado a un ordenador (PC o Mac), conectes el iPad vía Wifi y con el programa iDemo sincronizarlo (necesita tener hecho jailbreak, leer completo artículo en applesfera.

También se puede conectar a la Apple TV, esta conexión se puede hacer con o sin cables. Con el Apple TV y AirPlay puedes reproducir sin cables el contenido de tu iPad en un televisor HD.

Y después están los complementos que van saliendo como éste que venden en micgadget que permite conectar el iPad a un USB, una SD o Micro SD.

@juanigeek, tras leer este artículo nos hizo un valioso aporte: «Aporto mi reseña sobre las 5 apps que he buscado para conectarse al proyector http://www.aplicacionesipadgratis.com/apps-detail/apps-para-pantalla-grande» De paso, podeis ir leyendo sus interesantes entradas en su blog.

Gracias

(nota en octubre de 2012en esta entrada de gizmodo.es hablan del picoproyector incluido en un tablet, una solución que me parece de lo más interesante y práctica).

www.estudiooberon.com

Servicios y soluciones cloud para enviar o compartir y subir archivos de gran tamaño en internet

En el día a día con los clientes, en ocasiones hay archivos que por su tamaño no son cómodos o, directamente, son inviables de mandar por correo electrónico. En estos casos, lo que hago es subir el archivo al dominio de la empresa y le facilito la url al cliente para que se lo decargue, después lo elimino del servidor.

Hay clientes que, aunque tienen dominio propio y cuenta de FTP, no están acostumbrados a usar un programa FTP o puede que no tengan acceso a una cuenta del dominio de su empresa y les sea imposible dejar archivos de esta manera.

Lo que se hace entonces es recurrir a servicios que nos facilitan un espacio donde dejar el archivo.
El funcionamiento suele ser:
– conectarse a la web de quien ofrece el servicio
– introducir una cuenta de correo si quereis que el sistema automáticamente le mande a esa cuenta un mensaje con el link del fichero una vez haya subido.
– típico botón de «examinar» para localizar el fichero que queremos subir. Una vez puesto, le damos a aceptar…
– el fichero se empieza a enviar hacia el servidor.
– una vez que el fichero ha subido sale una pantallita con el link que es el que debes facilitar a quien quieras que se lo descargue.

El más conocido quizás sea dropbox, que permite a los usuarios almacenar y sincronizar archivos en línea y entre computadoras y compartir archivos y carpetas con otros.

Pero hay otras opciones (algunas más seguras):

Jumpshare, admite cerca de 200 formatos de  imágenes, videos, documentos, presentaciones, código, audio, tipografías, eBooks y XML. Arrastramos el archivo al área indicada y obtenemos el enlace para enviar a la persona con quien queremos compartirlo, quien verá en tiempo real el progreso y descargarlo o abrirlo cuando desee. No se requiere registro y mantiene los archivos en línea durante 2 semanas.

YouSendIt

Tiene opción PRO que permite enviar ficheros de hasta 2 Gb y uno gratuito que permite el envío de archivos de hasta 50 megas. Tiene la posibilidad de sincronizar archivos entre ordenadores, como Dropbox.

• 50 Mb de archivo y 2GB de almacenamiento • Tiempo de almacenamiento: 1 semana • Idioma: inglés

Captura de pantalla 2013-05-12 a las 21.12.06

Wetransfer

2GB de transferencia en la versión libre y 5GB en la de pago (con opciones de seguridad y personalización).
Se rellena un formulario, se adjunta el archivo y pones el email de destino, el tuyo propio, un mensaje para que lea el destinatario y elegir si quieres mandar el enlace por correo o crear un enlace para compartir por ejemplo por mensajería instantánea.
Incluye la opción de tener un canal personalizado para ofrecer archivos a nuestra comunidad de seguidores.

RapidShare
• 200 Mb
• Archivos eliminados a los 90 días
• Idioma: Inglés

Zenlok
•  Puedes enviar archivos de 1 GB a 10 personas al mismo tiempo.
•  Almacenamiento: en la versión gratuita es posible guardar el material durante una semana y los envíos son cifrados.

MailBigFile
• 100 Mb • Almacenamiento: 7 días o 3 descargas • Idioma: inglés/español.

Sprend
• 
2 GB • puedes configurar un código PIN para poder descargarlo •  Almacenamiento: 7 días,  y 2 horas tras ser descargado por primera vez.

Hay otros como AbiGmail (2 Gb), MediaFire (100 MB), File Dropper (5 GB), Mygigamail (30 Mb)

(15 de enero 2011)
Acaba de llegarme la notificación de un nuevo servicio: Adobe SendNow, que tiene diferentes planes de precios y capacidad para enviar hasta 2 Gb de información.
Basic: 7,49/mes Si necesita enviar archivos con muchas imágenes a sus clientes o a los miembros de su equipo.
Plus
(14,99/mes) Si necesita enviar folletos o catálogos a cientos de clientes potenciales a la vez.

(19 enero)

FileJUmbo, no necesita registro de usuario, aunque si lo haces tienes más control sobre los archivos que subas. La cuenta gratuita deja almacenar 10 GB, y los archivos se pueden subir desde el ordenador (como los demás servicios) o introduciendo una URL.

1000 GB Space Multiple upload
Unlimited bandwidth No additional software required
No download limit Anyone can download your files

Mención aparte, por utilizar un modo de compartir diferente a los mencionados:


También está la opción de utilizar el protocolo P2P (sí, el que usan BitTorrent, eMule o Ares) y utilizar iSendr.
Entramos a la web, elegimos el archivo para «subir» y enviamos la URL que nos da a quien nos interesa. Cuando se conecte, iSendr transfiere el archivo directamente de un ordenador al otro. Se puede proteger el archivo con una contraseña si no queremos que sea público.

De este modo la transferencia es rápida ya que la subida y la descarga del archivo se realizan al mismo tiempo (claro, los 2 ordenadores tienen que estar conectados a la vez para que se pueda acceder al archivo, pero tratándose de ordenadores de oficina no creo que eso sea un inconveniente).

Droplr
Droplr es una aplicación para Mac que se instala en la barra de menús.

Podemos arrastrar y compartir archivos, texto, imágenes, vídeos, capturas de pantalla… cualquier información que deseemos tener en una url para poder enviarla a otras personas.
Viene con integración a Twitter (el enlace que se genera es de los utilizados para twitear) y “shortcuts”.

Solo hay que arrastrar los archivos al icono de la bandeja. Si se arrastran varios a la vez se generará en la nube un zip. Después de esto se nos facilita un link que es el que compartiremos con quien queramos.

Abrir un archivo .wps en Mac (u otro sistema) – conversor on-line

En ocasiones llegan archivos de viejos programas o de actuales pero que no utilizas, pero que necesitas abrir para trabajar el texto o lo que haya en ellos.

Si el archivo tiene la extensión .wps, se supone que OpenOffice debería de abrirlo sin problemas y mostrarte el contenido, pero no siempre es así.

Encontré un conversor on-line donde primero seleccionas tu archivo, luego eliges a qué formato lo quieres convertir, introduces una dirección de correo y conviertes el archivo.
Te llega el correspondiente aviso al correo que has facilitado, y un enlace, disponible durante 24 horas, para descargarlo.
Lo he probado y funciona.
http://www.zamzar.com

(actualizado)

Captura de pantalla 2013-09-17 a las 14.51.38

Otra muy buena opción on-line es CloudConvert, que permite  convertir  más de 140 formatos diferentes.  Audio, AutoCAD, texto, imágenes, vídeo, ppt, hojas de cálculo, e-books, archivos comprimidos, etc

Seleccionas el archivos desde nuestro equipo, o móvil, o de una cuenta de Dropbox o Google Drive. Puedes seleccionar varios archivos a la vez. Seleccionas el formato al que se convertirá y marcas si quieres que se nos envíe por correo electrónico, a Dropbox/Google Drive, o si quieres descargarlo directamente.

Cómo enviar nuestro logotipo – marca para su correcta impresión – reproducción

En un momento dado, toda empresa tiene que enviar su marca a reproducir. Un anuncio en una revista, la placa en el portal, su rótulo exterior, el catálogo de la empresa o su colaboración en un evento…

Tras años en este mundillo me han proporcionado logotipos de variadas maneras, hasta en una servilleta de papel, el envoltorio utilizado para el pescado o una foto sacada a la furgoneta de la empresa.

Sin embargo, no todos los formatos son iguales si lo que pretendemos es que nuestra marca se reproduzca correctamente.

A continuación comentamos las mejores opciones por orden de preferencia (y siempre buscando la óptima reproducción).

Formatos SÍ admitidos

– Formatos vectoriales

Marca realizada con programas como Illustrator (.ai) o Freehand (.fh)

Nos permite una óptima reproducción sin merma de calidad.

Este formato permite tanto ampliar como reducir al tamaño que se requiera, sin pérdida de calidad.

Cuando se envíe, mejor con el texto «trazado», si no, quien lo recibe podría tener problemas si no tuviera la fuente usada instalada en su ordenador.

EPS

Los formatos vectoriales pueden exportarse a .eps

Mejor trazar el texto antes de exportar.

Si la exportación se ha realizado correctamente, también es válido para trabajar con ellos.

Formatos bitmap (imagen .tif y .jpg)

Las imágenes en .jpg o .tif deberán de estar a 300 píxeles por pulgada.

Para conocer el tamaño de una imagen la podemos abrir en Photoshop o algún programa similar, seleccionar en el menú del programa: “imagen > tamaño de imagen”.

Nota: denominaremos bitmap no sólo a imágenes con extensión .bmp sino, por extensión, a otros formatos gráficos diferentes al vectorial pero basadas en píxeles (.jpg, .tif, .gif, .png…).

PDFs

Hoy día generar un .pdf es lo más habitual.

Si se ha realizado correctamente, también es un formato válido. Si el archivo desde el que vamos a generar un pdf contiene imágenes, que tengan calidad suficiente.

Nota: el cómo generar correctamente un pdf para imprenta da para otro post. Es necesario generarlo con unos parámetros adecuados. Si no, seguramente quien lo reciba pueda tratarlo para que la imprenta no tenga después problemas.

– Otros formatos bitmap

Imágenes .bmp a 300 píxeles por pulgada.

Formatos NO admitidos (o con los que es mejor no trabajar y cuya reproducción quedaría bajo responsabilidad de quien realiza el envío del material):

Imágenes bajadas de la web, aunque sean .jpg, si no tienen la resolución necesaria para imprimirse correctamente.

Las imágenes utilizadas en internet suelen trabajarse a 72 píxeles por pulgada, mientras que para imprimirse correctamente se necesitan 300 píxeles por pulgada, como ya hemos dicho.

Excepción: Si en nuestra web corporativa hemos creado un apartado donde hemos dejado los archivos de nuestra marca a una calidad suficiente y desde el que se pueden descargar.

Nota. Las imágenes de nuestras cámaras digitales, lo normal es que también se generen a 72 ppp. Según con qué resolución se haya tomado (seleccionamos en el menú de la cámara 3, 5, 8, 10… megas), después es posible dejarla a 300 ppp (se reducirá de tamaño proporcionalmente) y utilizarla sin problemas.

– Imágenes .jpg excesivamente comprimidas

El formato .jpg comprime las imágenes para reducir su peso y agilizar su envío por correo electrónico,. Dicha compresión genera una pérdida de calidad que, en muchos casos, provoca una «pixelación» de zonas de la imagen que se pueden percibir a simple vista.

– Imagen en formato .gif

Imágenes dentro de documentos Word. PowerPoint o Excel

Si bien es verdad que algunas imágenes incrustadas en archivos de los mencionados programas se pueden utilizar para imprimir, no es lo habitual. Siempre es aconsejable el envío del archivo original y no incrustarlo en otros programas.

Otros tipos de archivos diferentes a los mencionados (.cdr, .dxf, .wpg, .pic, .pcx…).

Calidades necesarias en función de dónde se vayan a utilizar

Las impresoras de escritorio pueden imprimir correctamente a 72 píxeles por pulgada, pero mejor utilizar 150 ppp como mínimo.

Las impresoras láser pueden imprimir correctamente a 150-200 píxeles por pulgada, pero siempre es mejor trabajar a 300. Esto mismo es aplicable si se van a usar imprentas digitales.

Si se va a enviar a imprenta, siempre a 300 píxeles por pulgada.

Si se va a enviar a rotular (plotters, vinilos, rótulos…), el generar una imagen de calidad al tamaño real puede ser un problema. Mejor consultar con su proveedor, muchos admiten archivos de 100 píxeles por pulgada o, incluso, de 72, en función de las máquinas que se utilicen.

Los diferentes modos de color con los que se puede trabajar, lo dejamos para otro post que es otro mundo.

© www.estudiooberon.com